Monster Magnet (Santana 27, Bilbao, 11/V/2018)

Me ocurre en pocas ocasiones que, la mañana siguiente a un concierto, vuelva a pinchar el grupo protagonista de la noche anterior, pues bien, hoy es uno de esos días, porque lo de ayer de Monster Magnet en Santana 27 quedará en mi memoria  por eones.

Monster Magnet, Santana 27, Bilbao, 11/V/2018

Dave Wyndorf -voz y guitarra- de Monster Magnet (Santana 27, Bilbao, 2018)

La excusa de ayer fue la presentación del flamante “Mindfucker”, disco este deudor del hard rock de alto octanaje de L.A.,  en detrimento del sonido de discos anteriores más cercanos a la psicodelia y al space rock. Desde el primer momento dejaron claro cual iba a ser la impronta de todo el concierto: Una poderosa banda de rock and roll en modo apisonadora sódica  hardrockera, sin bajar el pistón en ningún momento, y con un Dave Wyndorf en plena forma física, recuperado ya de sus diferentes dolencias, ejerciendo de perfecto de maestro de ceremonias.

Se les notaba con ganas desde el primer tema “Dopes to infinity”, del disco homónimo, con sonido robusto y vigorizante, quizá demasiado saturado en algún tramo del concierto, hecho que no empañó en absoluto el resultado final. Continuaron con tres de los highlights de su último plástico: “Rocket freak”, “Soul” y “Mindfucker”,  resultando igual de efectivos que sus grandes clásicos. A renglón seguido, una de las sorpresas del concierto: “Radiation day”, imposible mantenerse hierático ante semejante tema con vocación de himno, sonando majestuoso y maltratando cervicales ora aquí ora allá. Una mirada al pasado de nuevo con “Look to your orb for the warning” para devolvernos al momento actual con “When the hammer comes down”. Para este momento, los de Nueva Jersey ya nos tenían a todos cual corderos ensimismados con la experiencia sódico visual, y a los pies del comandante de la nave, el cual hizo un bonito guiño a Funkadelic con su camiseta. Wyndorf  apoyaba en ocasiones las dos, ya de por sí, afiladas guitarras, pero, mucho nos tememos que la suya no fuera más que atrezzo, nos dio la impresión de que el mismo Yosi en condiciones normales ejecuta más acordes.

Monster Magnet, Santana 27, Bilbao, 11/V/2018

Phil Caivano -guitarra- y Dave Wyndorf -voz y guitarra- de Monster Magnet (Santana 27, Bilbao, 2018)

Los cinco últimos temas fueron una vuelta de tuerca más, incidiendo en la vía de la testosterona y obviando desarrollos propios de la psicodelia: “Negasonic Teenage Warhead”…buff!, Una extendida “Space Lord” con todos los parroquianos mentando el iracundo estribillo, “Ejection” imbricada en el set y funcionando a modo de clásico, el sorpresón de “End of time” una de las tapadas de su carrera y favorita del abajo firmante, sondando épica y rozando el síndrome de Stendhal. Acabaron con haciéndonos cantar a todos el celebradísimo estribillo “ I´m never gonna work another day in my life” del “Powertrip” a modo de explosiva rúbrica, dejando a los allí presentes más que satisfechos y con la sensación de que esta vez si, muy por encima de su anterior visita a Barakaldo hace ahora 10 años donde la sensación fue de zozobra.

Volviendo a traer a colación al orensano: Viva el rock and roll!.

Leonard Zelig

Compartir